DULCYNAT

APICULTURA: ALTA RENTABILIDAD. EXCELENTE INVERSIÓN

CONTENIDO
Salud y Belleza
Apicultura
Asesoramiento
Propuesta a inversores
Paquete de iniciación
Venta de Colmenas
Nuestros Productos
Solicitud de Productos
Polinización de Cultivos
La Apitoxina
Extractor de Apitoxina
Correo

 

ARGENTINA RATIFICA SU LIDERAZGO EN MIEL

  La miel Argentina es considerada una de las mejores del mundo por su sabor suave y su aroma. Se obtiene, en base a la flora, con distintas variedades, desde las blancas hasta las de color castaño oscuro, predominando las de tipo ámbar claro.
   La miel de exportación proviene, principalmente de la región pampeana. La del norte, más oscura y de sabor mas fuerte, se destina en general al mercado interno para el consumo familiar y la industria panificadora y de galletitas. La certificación de exportaciones de miel, durante el 2006 sumaron: 99.209 toneladas por un valor de 146 millones de dólares, mostrando un incremento del 15 % en divisas y un descenso del 6 % en volumen, respecto al envió de 2005.
   Los principales destinos para la miel fueron Alemania hacia donde se registraron envíos por: 32.115 toneladas y un valor de 45.5 millones de dólares, seguido por estados unidos, gran Bretaña, Italia y España. También se certificaron exportaciones a Francia, Bélgica, Canadá, Japón y Arabia Saudita.
   Las tendencias para 2007 resultan aun mas alentadoras. Durante el primer mes del año sumo 8.057 toneladas por un valor de 12,5 millones de dólares, mostrando un incremento del 9 % en volumen y del 34 % en divisas, respecto al envió del mismo periodo de 2006.
   En el mercado mundial argentina participa con alrededor del 20 % del total ocupando el 2= lugar como exportador, luego de china, con algo mas del 30 % del total.
   El principal problema de la apicultura es que, hasta hace muy poco, se trataba de una actividad complementaria y artesanal, y solo en los últimos años se ha transformado en una actividad empresaria. Estos motivos llevaron a que el productor no agregase valor a su producción ni se interesase por diferenciar su producto. La tecnología disponible es comparable con los países como Alemania y estados unidos, aunque aun no fue adoptada en forma masiva por los apicultores. Hoy se esta tomando conciencia de estas posibilidades. La búsqueda de una mejor calidad de vida, el consumo de productos naturales, sanos que beneficien a la salud presenta un nuevo escenario en el país y el mundo, con un incremento posible en la demanda local y mundial.
   La calidad reconocida de la miel argentina brinda una gran oportunidad de ingresar a un mercado orgánico de mayor valor agregado y que genera mayor confiabilidad y fidelidad del consumidor.
   Desde las autoridades sanitarias e anticipa a los apicultores que el rumbo propuesto desde el estado pasa por trabajar sobre la diferenciación y la calidad de la miel, para lograr mejores precios, antes que por aumentar en cantidad la producción. Como meta se plantea triplicar lo facturado por exportación hacia el 2005.
   Se espera la publicación de un mapa apícola nacional, con una finalidad netamente comercial, ya que servirá para diferenciar la miel por su origen, mientras que también se mantiene el desafió de aumentar la expiración de miel fraccionada para que los productores trabajen con mayor responsabilidad en el manejo de las colmenas, ambos aspectos que contribuyen a la calidad y a agregarle valor a la producción.

Análisis económico de la actividad.

  Todos los sistemas productivos – entre ellos la apicultura – no escapan a parámetros básicos y generales de eficacia y eficiencia. Con ello se trata de explicar por un lado, que se deben ubicar objetivos claros y precisos, posibles de ser realizados en la temporada apícola; por otro lado se trata de lograr el máximo beneficio con los menores costos de explotación, teniendo en claro valores de calidad, perdurabilidad y preservación de recursos a futuro.
  Por ello se hace indispensable, como en toda explotación, saber que poseemos y que es lo que queremos lograr en nuestro emprendimiento. Para ello se necesita contar básicamente con un inventario o registro de todo lo que hay referente a nuestra explotación (colmenas, máquinas, vehículo de traslado, materiales diversos, instalaciones, campos propios ó arrendados, tiempo dedicado a la actividad, empleo de personal, etc.); con ello podemos comenzar a realizar un análisis económico de la actividad – siendo cada análisis particular para cada empresa – con ello contaremos con una de las herramientas más importantes de nuestra empresa, porque conjuntamente a nuestro capital apícola, nuestro trabajo y el de las abejas, la tecnología que apliquemos y en ciertos casos la tierra (si somos poseedores de la misma) conformaremos los factores indispensables en cualquier producción agropecuaria.
   El análisis económico de nuestra empresa nos ayudará a planificar y tomar decisiones en forma y tiempo oportunos con lo cual lograremos aumentar nuestra rentabilidad.
  Sería inútil intentar el desarrollo de un acabado cálculo de rentabilidad económica de la explotación apícola ya que en el corto plazo perdería actualidad como consecuencia de la gran dinámica de variación de precios de los insumos y los productos necesarios para el desarrollo de la actividad apícola.
   Por este motivo es que creemos conveniente desarrollar el segmento económico desde una perspectiva global de la actividad, una óptica que nos permita vislumbrar las Fortalezas, Debilidades, Oportunidades y Amenazas del sector.

  Para esto elegimos la modalidad de análisis conocida como matriz F.O.D.A.

Fortalezas:

    • En virtud de la gran cantidad de recursos naturales y de la gran extensión de todo el territorio Nacional es evidente la posibilidad que se tiene para incrementar el número de colmenas y por ende la producción nacional de mieles.
    • Posibilidad de incrementar las exportaciones y de dar valor agregado a la producción de mieles, tipificando por origen floral, certificación orgánica, etc.
    • La Apicultura constituye en muchos casos una actividad complementaria y por esto se constituye como generadora de ingresos extra para los productores que no necesitan desprenderse de las restantes actividades que realizan.
    • Actualmente se está dando un fuerte aumento en la utilización de mieles en diferentes productos de la industria de los alimentos.


Oportunidades

    • Aumento marcado y sostenido del consumo de mieles en los países con tradición mielera.
    • Aumento en la demanda de productos diferenciados y de otros productos de la colmena.
    • Cambio de los hábitos de consumo hacia los productos sanos y naturales.
    • Apertura de nuevos mercados en el mundo.
    • Tipo de cambio monetario altamente favorable para el incremento de las exportaciones.


Debilidades

      • Deficiente sistema de trazabilidad ineficaces controles por parte del estado.
      • La falta de registros completos acarrea datos de producción y venta poco precisos.
      • Desarticulación entre los diferentes eslabones de la cadena de comercialización.
      • Mercado interno escasamente desarrollado.
      • Problemas sanitarios en las colmenas de fácil diseminación.


Amenazas

      • Cada vez mayores exigencias en lo referente a calidad comercial
      • Incremento de las barreras (arancelarias y no arancelarias) que dificultan el comercio.
      • Aranceles por Dumping y subsidios para el ingreso de las mieles Argentinas a los EE UU.
      • Alta dependencia de los movimientos del mercado internacional.

Algunas particularidades de los mercados de las mieles

  Actualmente el sector exportador está integrado por 45 empresas exportadoras, de diferentes dimensiones que compran la miel a los productores grandes o a los acopiadores, no obstante es llamativo que solo las primeras 7 empresas concentran alrededor del 70 % de las exportaciones de mieles que salen del país, con lo que se comprende que no existe una real atomización en el mercado exportador de mieles.
   Por su parte el mercado interno si se encuentra debidamente atomizado, existen numerosas empresas de fraccionamiento de mieles distribuidas en todo el territorio que abastecen a los mercados nacionales.
   La cadena de industrialización de las mieles es relativamente sencilla ya que las mieles no sufren una profunda transformación física desde la cosecha hasta las góndolas de los supermercados y es por este motivo que son pocos los agentes que intervienen en su comercialización.
   Las mieles son productos de demanda elástica, esto es, relativamente fáciles de substituir por mermeladas y dulces cuando se la utiliza como acompañante del pan en desayunos y meriendas y por azúcares cuando se la utiliza como edulcorante, por esto es que su precio de venta estará siempre condicionado al precio de los substitutos mencionados, si el precio de los substitutos es muy inferior al de las mieles los compradores tenderán a reemplazarla por estos en sus dietas habituales y esto deprimirá el precio.
   La producción de mieles es siempre estacional y esto ocasiona un marcado pico de utilización de las salas de extracción de mieles y consecuentemente también un amplio período de inactividad de las mismas con el consecuente incremento de los costos fijos principalmente en el aumento de las amortizaciones.
    El rendimiento promedio nacional e de aproximadamente 30 Kg/col/año y es la provincia de Buenos Aires la que concentra la mitad de la producción de mieles del país seguida por Santa Fe, Córdoba, Entre Ríos y La Pampa.

Google
 
ARRIBA

© 2000/2012 DULCYNAT

WEBMASTER: jpsol@yahoo.com